Receta saludable: Pizza de brócoli

Si te has decidido por una dieta vegetariana, quieres intentar la dieta de las calorías negativas o simplemente quieres probar una deliciosa pizza que además sea nutritiva, esta es la receta para ti.

Ten en cuenta que mientras más ingredientes frescos puedas incluir en la receta (y menos enlatados o en conserva) quedará mucho mejor, además de que te estarás asegurando de que se conserven todos los nutrientes (o la mayor parte de ellos). Por ejemplo, en lugar de utilizar puré de tomate enlatado, puedes optar por preparar tu propio puré con tomates frescos. Un excelente tip es asar los tomates a fuego lento y ya que estén listos licuarlos con tus especias favoritas.

También recuerda que aunque nuestra opción aquí presentada tiene brócoli como ingrediente principal tú puedes incluir cuantos vegetales desees (y si son los de esta lista, mucho mejor).

Ingredientes para preparar la masa (500 gr):

  • 250gr de harina
  • 3 cucharadas soperas de aceite de oliva
  • 10gr de levadura de cerveza
  • 5gr de sal fina
  • 10gr de azúcar
  • 185 cl. de agua

Ingredientes para la cobertura:

  • 1/4 de brócoli
  • 300 gr de queso
  • 200 gr de mozzarella
  • 4 yemas de huevos
  • 1 taza de puré de tomates
  • 1 diente de ajo
  • perejil
  • orégano
  • aceite de oliva

Preparación de la masa: Disolver la sal y el azúcar en la mitad del agua. Mezclar la harina y la levadura de cerveza desmigándolo finamente en un cazo (puede parecer curioso pero tiene su razón) y mézclalo con el resto del agua, después mézclalo con el agua salada y azucarada (la levadura de cerveza no soporta demasiado el contacto con la sal). Amásalo vigorosamente durante 5 minutos. Incorpora poco a poco el aceite, continúa haciendo la mezcla durante otros 3 minutos hasta que la pasta se despegue con facilidad del cazo. Enharinar un poco la masa formando una bola. Colócalo en el cazo un poco harinado y recúbrelo con una lámina de plástico.

Para levantar la pasta: En verano, dejar que la masa levante a temperatura ambiente, en invierno, coloca el cazo al baño María para obtener ambiental húmedo de 25ºC. No la dejes subir en exceso (la masa debe doblar su volumen).

Romper y dejar reposar la pasta: Enharinar un poco la pasta plegándola numerosas veces sobre ella misma. Envuélvela con un plástico fino y déjala en el frigorífico durante 1h 30m

Consejos. Prepara la masa de víspera, quedará mejor. Almacénala en un frigorífico para que no fermente

Preparación de la pizza:

Después de preparar la masa de pizza y haberla precocinado en el horno, cortamos el diente de ajo finamente y se lo añadimos al puré de tomate junto al perejil.

En otro caldero cocemos los brócolis, los cortamos y los colocamos sobre la base. Luego, colocamos encima la mozzarela en rodajas y después cubrimos con el queso.

Batimos levemente la yema de los huevos y rociamos con ellas la pizza. La ponemos en el horno durante unos 10 minutos más o menos hasta que se gratine.

 Se sirve y está lista para disfrutar.

Receta saludable: Pizza de brócoli
5 (1 voto)
Share this Story

Deja tus comentarios

Tu email no saldrá publicado. Los campos requeridos están marcados con: *