Masaje tailandés

El masaje tailandés ayuda a restablecer nuestra energía vital y a reequilibrar nuestros aspectos físicos, mentales y emocionales.

El masaje tailandes relaja zonas de tensión en todo el cuerpo, eleva el nivel de energía, combate el insomnio, incrementa la flexibilidad y libera bloqueos físicos y energéticos.

EL masaje se realiza con ropa holgada y sobre una superficie acolchada. La técnica utilizada consiste en ejercer suaves presiones sobre los músculos de las piernas, brazos y espalda, siguiendo las líneas energéticas del cuerpo y realizar  suaves estiramientos que nos permiten recuperar la flexibilidad y alcanzar una relajación muy profunda.

Algo muy importante y que se debe destacar es que, en este masaje es fundamental el trabajo del masajista, que debe utilizar todo su cuerpo y su energía vital en función del nuestro y, por tanto, debe tener presente la totalidad de nuestro cuerpo, de nuestra postura, respiración y movimientos que él nos irá corrigiendo y dirigiendo de manera armónica y relajante.

Una sesión de masaje puede durar entre hora y media y dos horas. Debemos recibirlo con una vestimenta lo suficientemente ancha y cómoda para poder realizar los movimientos sin ningún tipo de limitaciones que una prenda algo ceñida nos puede causar. El masaje lo recibiremos sobre un soporte acolchado donde trabajaremos en cuatro posiciones distintas: boca arriba, de lado, boca abajo y sentados, ya que así se podrán trabajar los cuatro elementos que engloban el estado interior, exterior y psico-espiritual de cada persona.

Masaje tailandés
Dale una puntuación
Share this Story

Deja tus comentarios

Tu email no saldrá publicado. Los campos requeridos están marcados con: *