Dolores y molestias




Tratamiento de la hernia de disco

Tratamiento de la hernia de disco

Es posible que la mayoría de las personas se recuperen de forma favorable siguiendo el tratamiento de hernia de disco. El problema recae en que la recuperación por lo general es larga: toma mucho tiempo recuperarse de una hernia de disco. De hecho existen numerosos tratamientos los cuales incluyen desde medicamentos específicos hasta simple reposo. Entre los medicamentos se suelen prescribir analgésicos y antiinflamatorios, unos para aliviar el dolor, los otros para reducir la presión que soporta el nervio de la columna. Otros tratamientos incluyen fisioterapia y cirugías en algunos casos. Se recomienda ampliamente bajar de peso para tratar esta condición.

 El pronóstico del problema, así como la forma de atenderlo, depende del grado de desplazamiento del núcleo discal. Cuando el riesgo es identificado como leve, el tratamiento de la hernia de disco es conservador, lo que significa que no requiere de cirugía alguna. La aparición de otros síndromes de tipo neurológico, que implican un mayor compromiso de la médula, así como la tendencia del dolor a no ceder son condiciones que implican la necesidad de una cirugía como solución terapéutica.

 Los tratamientos conservadores se dividen, principalmente, en dos tipos, los tratamientos clínicos y los kinésicos. Un tratamiento clínico se limitará a la prescripción de medicamentos: antiinflamatorios no esteroides, analgésicos, complejo de Vitamina B12, inclusive corticosteroides de depósito por vía intramuscular. Los tratamientos kinésicos consisten en la aplicación de ultrasonidos, onda corta, microondas y otros, y su aplicación tiene una duración de aproximadamente unas seis semanas.

 El tratamiento quirúrgico de la hernia de disco  más efectivo hasta el momento es el de la extirpación. Consiste en remover quirúrgicamente el disco herniado. Este procedimiento puede hacerse por medio de una incisión practicada por el centro de la columna en la zona lumbar, la que es la operación más tradicionalmente realizada, o mediante una pequeña herida de dos o tres milímetros hecha en una zona lateral a la columna. Debe señalarse que para que esta operación pueda llevarse a cabo es necesario hacerse previamente una serie de pruebas que determinen con la mayor precisión posible el grado de compresión al que está sometido el nervio por el influjo de la hernia discal. También es necesario señalar que estos procedimientos es necesario realizarlos con el equipo médico apropiado, debido al tipo de tejido con el que se está tratando, particularmente con tecnología óptica moderna, pues se trata de una cirugía microscópica.

 Otro tratamiento de la hernia de disco que se está aplicando en la actualidad con buenos resultados es el de las inyecciones de ozono. Resulta ventajoso porque es un tratamiento ambulatorio practicado con anestesia local y prácticamente sin dolor, consistente en un set de aplicación de inyecciones en tres etapas, primero en los músculos para-vertebrales y luego dentro del disco intervertebral. Los resultados de estas inyecciones, tanto como los de la cirugía no son inmediatos y la mejora se percibirá entre unas dos y seis semanas después.

Foto | Ozonoterapiamadrid

No Comments

Tratamiento del piel de atleta

tratamiento del pie de atleta

El tratamiento del pie de atleta se puede dividir en dos partes. La primera, y más importante, es hacer al área infectada menos adecuada para el crecimiento del hongo del pie de atleta. Esto significa mantener el área limpia y seca.

Compre zapatos de cuero u otro material transpirable. Materiales de calzado, como el vinilo, que no respiran pueden causar que sus pies permanezcan húmedos, proporcionando así una excelente zona para la reproducción del hongo. Del mismo modo, usar calcetines hechos de materiales absorbentes como el algodón que mantienen el agua alejada de sus pies puede ser de ayuda.

Algunos polvos, especialmente los que contienen medicamentos como miconazol [Lotrimin] o tolnaftato [Tinactin], pueden ayudar a mantener los pies secos. Finalmente, los pies pueden ser remojados en una solución de secado de acetato de aluminio (solución de Burow o solución Domeboro). Un remedio casero de vinagre blanco diluido para remojar los pies que utiliza 1 parte de vinagre y aproximadamente 4 partes de agua, practicado una o dos veces al día durante 10 minutos puede ayudar en el tratamiento.

La segunda parte del tratamiento del pie de atleta es el uso de lavados y cremas antimicóticas. Muchos medicamentos están disponibles, incluyendo miconazol, econazol nitrato (Spectazole), clotrimazol (Lotrimin), terbinafina (Lamisil) aerosoles y cremas, champú y crema de ketoconazol (Nizoral), etc. Pregunte a su profesional de la salud o farmacéutico para obtener una recomendación. El tratamiento para el pie de atleta en general se debe continuar durante cuatro semanas o al menos una semana después de que todos los síntomas de la piel hayan desaparecido.

Los casos más avanzados o resistentes del pie de atleta pueden requerir de dos a tres semanas de una dosis oral (píldora) de antifúngicos como terbinafina (Lamisil), itraconazol (Sporanox) o fluconazol (Diflucan). Puede ser necesario realizar exámenes de sangre para asegurarse de que no hay enfermedad hepática antes de tomar estas píldoras.

Las cremas tópicas de corticoesteroides pueden actuar como un fertilizante para el hongo y de hecho pueden empeorar las infecciones fúngicas cutáneas. Estos medicamentos esteroides tópicos no tienen ningún papel en el tratamiento del pie de atleta.

Si la infección por hongos se ha extendido a las uñas de los pies, las uñas también deben ser tratadas para evitar la reinfección de aquéllos. A menudo, las uñas son ignoradas sólo para encontrar que el pie de atleta sigue presente. Es importante que sean tratados todos los hongos visibles al mismo tiempo. El tratamiento eficaz de hongos en las uñas puede ser más intenso y requerir de tratamientos prolongados (de tres a cuatro meses) de medicamentos antimicóticos orales.

No Comments

El pie de atleta

pie de atleta

El pie de atleta es una infección cutánea de los pies muy común causada por hongos. El hongo que más comúnmente causa el pie de atleta se llama Trichophyton. Cuando los pies u otras áreas del cuerpo se mantienen húmedos y cálidos, y se irritan, el hongo puede prosperar e infectar a las capas superiores de la piel. Las infecciones por hongos pueden ocurrir en casi cualquier parte del cuerpo, incluyendo el cuero cabelludo, tronco, extremidades (brazos y piernas), manos, pies, uñas, vagina,  boca y la ingle.

El pie de atleta es causado por el hongo de la tiña, como se le conoce en la jerga médica. El pie de atleta es también llamado tinea pedis. El hongo que causa el pie de atleta se puede encontrar en muchos lugares, incluyendo los pisos en gimnasios, vestuarios, piscinas, salones de uñas, las líneas de seguridad en los aeropuertos, y en los calcetines y la ropa. El hongo también se puede transmitir directamente de persona a persona o por contacto con estos objetos. La mayoría de las personas adquiere este hongo por caminar descalzo en áreas en las que alguien con pie de atleta ha caminado. Algunas personas simplemente son más propensas a esta afección, mientras que otras parecen ser relativamente resistentes a contraer la enfermedad.

Sin embargo, sin las condiciones de crecimiento (un ambiente cálido y húmedo), el hongo no puede fácilmente infectar la piel. Se estima que hasta el 70% de la población puede tener pie de atleta en algún momento de sus vidas. Algunas personas son por naturaleza más propensas a reincidir durante su vida.

¿Cuáles son los síntomas y signos del pie de atleta?

La mayoría de las personas con pie de atleta no presentan ningún síntoma en absoluto y ni siquiera saben que tienen una infección. Muchos pueden pensar que simplemente tienen la piel seca en las plantas de los pies. Los síntomas más comunes del pie de atleta generalmente incluyen distintos grados de ardor y comezón. La piel puede pelarse con frecuencia, y en casos especialmente graves, puede haber algunas grietas, dolor y sangrado. En raras ocasiones, el pie de atleta presentará ampollas (llamado tinea pedis ampuloso).

¿Es contagioso el pie de atleta?

El pie de atleta puede ser contagioso de persona a persona, pero no siempre se contagia. Hay muchos hogares en donde dos personas que comparten las mismas duchas y cuarto de baño durante años no han transmitido el hongo entre sí. La causa exacta de esta predisposición o susceptibilidad a las infecciones por hongos no se conoce. El pie de atleta parece más contagioso en ambientes húmedos y cálidos como las piscinas públicas, vestuarios y pisos de estudio de yoga.

No Comments

La eyaculación precoz

la eyaculacion precoz

Existe más de una forma de definir la eyaculación precoz. No se trata de una enfermedad sino de un trastorno que ocurre durante la relación sexual. Por lo general, se le conoce como una incapacidad para controlar la eyaculación, la cual tiene como resultado más usual la insatisfacción de la pareja. La eyaculación precoz puede bien ocurrir pocos minutos antes o después de la penetración, es cierto, o bien antes de lo deseado o de estar listo para hacerlo. La definición médica, empero, señala que para que estemos hablando de una condición de eyaculación precoz es necesario que ésta persista de manera recurrente y se caracteriza no por la potencia o la resistencia del sujeto sino porque la eyaculación se produce con un mínimo de estimulación sexual.

Existe una clasificación de este problema que lo divide en eyaculación precoz primaria y secundaria, y además lo subdivide en cuatro clases dependiendo de la gravedad del mismo. De este modo, se dice que un sujeto padece de eyaculación precoz primaria cuando éste no ha tenido por costumbre controlar la eyaculación y secundaria cuando un sujeto con esta costumbre y con una vida sexual activa presenta la condición en un determinado momento. Los grados primero al cuarto describen el problema desde su etapa más inofensiva, usualmente presentada en adolescentes y relacionada con malos hábitos en la masturbación, hasta el momento en que se considera ya un trastorno que requiere de la intervención de un profesional y de tratamiento, los cuales, sin embargo, no garantizan una recuperación en todos los casos.

Las causas de la eyaculación precoz pueden ser también varias y de distinta naturaleza, debiéndose a factores físicos, tanto como psicológicos. El problema puede derivar de la demasiada sensibilidad del glande algunas veces y en otras, y muy a menudo, debido a la ansiedad, nervios o tensiones que llegan a presentarse durante la relación sexual; en ocasiones el problema se asocia de igual modo con la disfunción eréctil. No se trata, tampoco, de un problema poco común. Los estudios demuestran que esta condición la padecen entre un 33 y un 40 por ciento de los varones, y más frecuentemente personas de 30 a 50 años.

Los tratamientos son, asimismo, variados. Existen técnicas que pueden practicarse para solucionar la eyaculación precoz. Las más conocidas son las del “pare y siga” (o stop and go) y la “compresión”; ambas implican la suspensión de la estimulación durante un lapso de unos treinta segundos cuando el hombre siente que está a punto de llegar a la eyaculación. Cuando se aplica la segunda se aprieta suavemente durante unos segundos el extremo del pene para retardar la eyaculación. Los antidepresivos como el Prozac y otros inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina (ISRS) pueden ayudar. De igual manera, la aplicación de tratamientos y de cremas anestésicas locales puede inhibir la sobreestimulación. En algunos hombres el condón tiene este efecto.

Foto | johnnio

No Comments

La ciática

La ciática

Cuando se habla de la ciática se usa para describir los síntomas de dolor en las piernas y posiblemente, hormigueo, entumecimiento o debilidad que se origina en la espalda baja  y viaja a través del glúteo y por el nervio ciático grande en la parte posterior de la pierna. La gran mayoría de las personas que sufren ciática mejoran con el tiempo (generalmente unas pocas semanas o meses) y encuentran alivio del dolor con tratamientos no quirúrgicos. Para otros, sin embargo, el dolor del nervio ciático puede ser severo y debilitante.
La ciática se caracteriza en con frecuencia por los siguientes síntomas:

  • Dolor en un lado de la nalga o en una pierna que empeora al sentarse.
  • Ardor u hormigueo en la pierna.
  • Debilidad, entumecimiento o dificultad para mover la pierna o el pie.
  • Un constante dolor en un lado de la parte trasera.
  • Un dolor agudo que puede dificultar ponerse de pie o caminar.

 Diagnóstico clínico.

 El diagnóstico clínico de la ciática se refiere como una “radiculopatía”, lo que significa simplemente que un disco ha sido desplazado de su posición normal en la columna vertebral y está haciendo presión sobre el nervio radicular (raíz del nervio) en la espalda baja, que forma parte del nervio ciático.

Hay que tener en cuenta que la ciática no es un diagnóstico médico, sino más bien un síntoma de un problema subyacente en la espalda baja (por ejemplo, una hernia discal o estenosis espinal que comprime o irrita las raíces nerviosas). Esta distinción es importante porque es el diagnóstico de base (frente a los síntomas de la ciática) el que a menudo tiene que ser tratado con el fin de aliviar el dolor del nervio ciático.

La ciática ocurre con mayor frecuencia en personas entre los 30 y 50 años de edad. A menudo un acontecimiento o lesión particular no causa la ciática; por el contrario, el dolor ciático tiende a desarrollarse con el tiempo como resultado del desgaste y los desgarres en las estructuras de la columna lumbar.

 Síntomas de la ciática.

 Para algunas personas, el dolor de la ciática puede ser severo y debilitante. Para otros, el dolor puede ser poco frecuente e irritante, sin embargo tiene el potencial de empeorar. Mientras que la ciática puede ser muy dolorosa, es raro que tenga como resultado un daño permanente del nervio ciático (daño tisular). La mayoría de los síntomas de la ciática resultan de la inflamación y mejorarán en un lapso de dos semanas y hasta algunos meses. Además, debido a que la médula espinal no está presente en la parte inferior (lumbar) de la columna vertebral, una hernia de disco en esta zona anatómica no presenta un peligro de parálisis.

Aunque es relativamente raro, dos síntomas relacionados con la ciática que requieren atención médica inmediata y, posiblemente, una cirugía de emergencia, incluyen: debilidad progresiva en las piernas, y ya sea incontinencia o disfunción de la vejiga o del intestino. Los pacientes con cualquiera de estos síntomas podrían tener síndrome de cola de caballo (cauda equina) y deben buscar atención médica inmediata.

Foto | Paulkchiropractic

No Comments

5 Tips para desinflamar el estómago

Tips para desinflamar el estómago

Cuando encontrar una forma de desinflamar tu estómago es decisivo entre caber o no en tus pantalones, es necesario buscar cuáles de nuestros hábitos diarios pueden modificarse para mantener nuestro estómago saludable y libre de inflamación. Es muy importante que cuides los carbohidratos que consumes, muchos de ellos son altos en una de las cuatro azúcares difíciles de digerir: lactosa, fructosa, alcoholes de azúcar y galactosa. Para ayudarte a aliviar los síntomas como pesadez, inflamación, e incluso cólicos estudia tu dieta siguiendo estos tips.

1.  Disminuye la leche. Si los lácteos te inflaman el estómago, podrías haber desarrollado intolerancia a la lactosa. Para desinflamar el estómago prueba con alimentos bajos o libres de lactosa (como queso añejo o yogurt). Otra opción para quienes no les agrada el sabor de los productos deslactosados es recurrir a una dosis periódica de enzima lactasa.

2.  Elige cuidadosamente la fruta. Las moras, uvas y cítricos contienen un radio proporcional de las azúcares fructosa y glucosa, lo que las hace más fáciles de digerir que las frutas con más fructosa como las manzanas, peras y el melón.

3. Cambia la fécula. Si la avena, centeno o la cebada rica en fructano es lo que se esconde tras la inflamación que estás padeciendo, elige opciones más amigables para tu estómago como arroz, maíz, avena o papas. Aún así, es recomendable que este grupo lo consumas con moderación pues el almidón está asociado con un aporte calórico elevado que a la larga puede ocasionarte efectos no deseados como un aumento de peso.

4. Evita algunos azúcares “falsos”. Para desinflamar el estómago evita el sorbitol, xilitol y manitol, los cuales son alcoholes de azúcar que se encuentran presentes en las gaseosas de dieta y la goma de mascar sin azúcar. Evita cualquiera de estos compuestas si te provocan reacciones desagradables, o bien puedes optar por productos hechos a base de estevia (stevia) o bien, aspartame.

5. Cuidado con los frijoles o judías. Limita tu consumo de leguminosas ricas en galactano (tales como la semilla de soya, garbanzos, lentejas y los frijoles o judías (en todas sus variedades). También es recomendable que evites las coles de brusselas, y la col si sospechas que te están haciendo padecer inflamación. Una receta tradicional que puede ayudarte a disminuir la inflamación debido al consumo de frijoles o judías (o alubias) es remojarlos durante toda la noche antes de cocinarlos. Siempre recuerda desechar el agua con que han sido remojados y cambiarla por agua nueva antes de cocerlos. Por difícil de creer que pueda resultar este remedio popular sí funciona.

Foto | Buzzle

No Comments

Fibromialgia: definición y síntomas

Síntomas de fibromialgia

Los síntomas de la fibromialgia son dolores y molestias que pueden presentarse prácticamente en todo el cuerpo dependiendo del paciente y el grado de severidad de este padecimiento. La fibromialgia es una condición crónica que causa dolor, rigidez  y sensibilidad en los músculos, tendones, y articulaciones. La fibromialgia también está caracterizada por un sueño inquieto, la sensación de cansancio al despertar, fatiga crónica, ansiedad, depresión, y perturbaciones en las funciones del intestino. La fibromialgia a veces también es referida como síndrome de fibromialgia y es abreviado SFM. El nombre con el que se le conocía anteriormente es fibrositis.

Mientras que la fibromialgia es una de las enfermedades más comunes que afectan a los músculos, sus causas aún se desconocen. Los tejidos atacados por el dolor, síntomas de la fibromialgia, no se acompañan de inflamación en ningún grado. Por lo tanto, no obstante el dolor potencialmente incapacitante, los pacientes de fibromialgia no desarrollan daño  corporal o deformidades. La fibromialgia tampoco causa daño a los órganos internos. En este sentido, la fibromialgia es diferente de muchas otras condiciones reumáticas (tales como artritis reumatoide, lupus, y polimiositis). En estas enfermedades la inflamación en la principal causa de dolor, rigidez, y sensibilidad de las articulaciones y músculos, y puede llevar a la deformidad de las articulaciones y dañar los órganos internos o músculos.

La causa concreta de la fibromialgia no se conoce a ciencia cierta. Las personas que la padecen experimentan dolor en respuesta a estímulos que normalmente no se percibirían como dolorosos. Los investigadores han encontrado han encontrado en dichos pacientes un nivel elevado de químicos de transmisión nerviosa —llamada sustancia P- al igual que un crecimiento en el factor nervioso espinal. Otro de los síntomas de la fibromialgia son los niveles de serotonina, los cuales son también relativamente bajos en los pacientes de esta condición. Los estudios referentes al dolor en este padecimiento han sugerido que el sistema nervioso central (es decir, el cerebro) de alguna forma puede presentar una condición hipersensitiva. Los científicos señalan que parece haber una alteración difusa de la percepción del dolor en los pacientes con este padecimiento.

También cabe mencionar que uno de los síntomas de la fibromialgia que a la larga ocasionan mayores molestias en  una fase dispareja de no-REM del sueño, es decir, la fase de sueño de sin movimientos rápidos del ojo. Esto es muy probablemente la causa de que el paciente despierte sin sentirse descansado. Las causas  que podrían desencadenar la fibromialgia se han asociado con trastornos psicológicos, traumas, e infecciones, entre otras.

1 Comment

Aprende a reconocer y escuchar las señales del cuerpo

 
Escucha las señales del cuerpo
 
Escuchar las señales del cuerpo es una tarea que todos debemos asumir. Resulta ser que nuestros cuerpos transmiten constantemente señales para mantenernos sanos, ya sea advirtiéndonos sobre alguna actividad que ya no podemos tolerar o bien de ciertos comportamientos que pudieran no resultar beneficiosos para nuestra salud.

Tu cuerpo sabe qué cantidad de fluidos necesitas. En el curso de nuestras vidas, nuestros riñones, los cuales transportan agua a los tejidos, gradualmente pierden un poco de su eficiencia. También, las señales nerviosas que comunican la sed también sufren un decline. Esta combinación significa que tal vez podrías no estar al tanto de que no te estás hidratando adecuadamente. Escucha las señales del cuerpo, y toma sorbos de agua a lo largo de todo el día. Mientras que no hay razón para torturarte a ti mismo con 8 vasos de agua al día si no te gusta, hazte el hábito de consumir suficientes fluidos cada día. Si no eres un gran aficionado al agua natural intenta tomar té con tus comidas.

Tu cuerpo sabe cuando debes disminuir el postre. Desde la adultez temprana hasta la mediana edad, nuestras tazas metabólicas caen un promedio de 10%.  Esa es la razón por la cual la gente tiende a volverse más sedentario a medida que envejecen, y esa inactividad reduce la masa muscular, lo que a su vez ralentiza el metabolismo. Este decremento metabólico también se debe a un decline en la actividad celular, así que incluso una mujer mantiene un nivel de ejercicio adecuado se dará cuenta que necesita menos calorías para mantener el mismo peso. Así que en lugar de comer un helado de crema opta por un saludable plato de fruta.

Tu cuerpo sabe cuando ir a la cama. Si tu cuerpo ya no tolera estar despierto hasta las 2 a.m. y luego despertarse a las 6 a.m. como cuando eras más joven es probablemente debido a cambios hormonales y metabólicos que suceden con la edad. La Fundación Nacional del Sueño en Estados Unidos (NSF) dice que debido a que la arquitectura del sueño cambia a medida que nos hacemos viejos pasamos más tiempo en las etapas ligeras del sueño y menos en las etapas de sueño profundo (las cuales son más reparadoras). Si esto se combina con el hecho de que la mayoría de nosotros no dormimos las horas recomendadas cada noche, y tenemos como resultado un desvelo que de verdad nos afecta. Escucha las señales de tu cuerpo y duerme más de lo que crees necesitar, siempre 7 horas como mínimo. Apaga tu móvil, computadora y televisión una hora antes de irte a dormir.

Foto | Eucol

No Comments

Cómo tratar el espolón calcáneo

Es bueno considerar alternativas para tratar el espolón calcáneo y aliviar el consecuente dolor de talones en lugar de recurrir a aspirinas, ibuprofeno, y recursos más fuertes como las inyecciones de cortisona, ya que estos pueden aliviar temporalmente la inflamación y el dolor de pies, pero estas medidas no aportarán una solución a largo plazo.

Los espolones calcáneos son crecimientos óseos (osificaciones) en la parte inferior del hueso del talón que se forman comúnmente cuando el cuerpo está tratando de reparar un daño al hueso o desgaste o descalcificación del mismo debido a una osteoartritis o el proceso de envejecimiento natural. Generalmente son causados por la presión que supone el sobrepeso, zapatos que no ajustan bien o que lastiman al ser calzados, y actividades como correr, particularmente cuando sea realiza en exceso.

Sin embargo, es poco probable que la incomodidad o dolor de talones común se deba a un espolón calcáneo, ya que la mayoría de ellos no causan dolor. Lo mejor es asegurarse de que el doctor realice una evaluación para determinar si se trata de fascitis plantar, un padecimiento del pie caracterizado por un ligamento inflamado en la planta del pie. Aunque las causas entre uno y otro padecimiento son muy similares, es mucho más probable que un dolor constante de talones se deba a una fascitis plantar que a un espolón calcáneo. Debido a que ambas condiciones están tan relacionadas el mismo tratamiento que elimina la fascitis plantar también puede prevenir que se formen o bien ayuden a tratar el espolón calcáneo. Para disminuir el dolor de talones puedes:

Disminuir la cantidad de actividades de alto impacto de tu rutina diaria, tales como correr por un par de semanas o hasta que el dolor ceda. También pueden usarse almohadillas para los talones, zapatos ortopédicos u otro tipo de calzado diseñados para prevenir la irritación del pie, lo que ayudará a quitar presión del talón. También es altamente aconsejable ver a un terapista físico para informarse de ejercicios específicos de estiramiento y fortalecimiento que puedan ayudar a aliviar el dolor y estabilizar tanto el tobillo como el pie, esto en conjunto con el consejo profesional para tratar el espolón calcáneo en caso de haberlo. Para prevenir futuros problemas en los pies  lo ideal es mantener un peso saludable, utilizar zapatos cómodos que se ajusten apropiadamente, y de ser necesario, cambiar a actividades de bajo impacto tales como nadar y caminar.

Foto | Cameronmedical

2 Comments

Remedios para los acúfenos o tinnitus

La gran mayoría de los remedios para los acúfenos o tinnitus tienen que ver con aliviar sus causas de fondo. No obstante hay algunos consejos que pueden disminuir la severidad de los síntomas. Quien padece de tinnitus o acúfenos sabe perfectamente lo molesto que puede ser. Esta molestia consiste en escuchar sonidos como timbres, clics, zumbidos, ruido blanco, pitidos, sonido de grillos, entre otros muchos, sin que esto provenga de una fuente de sonido externa. Es decir que son una especie de “sonidos fantasma” que algunas personas escuchan y que pueden llegar a ser muy molestos. Sin embargo, los acúfenos no son un padecimiento o enfermedad en sí mismos, sino que más bien constituyen un síntoma. Para tratar y aliviar adecuadamente esta molestia es recomendable acudir con un otorrinolaringólogo (especialista en oídos, nariz y garganta) para determinar cuál es la causa subyacente de esto.

Las causas que más comúnmente desencadenan los episodios de acúfenos o tinnitus pueden ser aquellas relacionadas con la pérdida del oído debido a la edad, exposición a ruidos fuertes de manera prolongada y constante, una cantidad de excesiva de cera en los oídos (cerilla o cerumen) lesiones en el cuello o la cabeza, estrés y fatiga, tumores, y presión sanguínea alta. También se ha relacionado a este fenómeno ciertos medicamentos, tales como antibióticos, drogas empleadas durante la aplicación de quimioterapia, e incluso dosis altas de aspirina, todas las causas anteriores tanto pueden desencadenar un episodio de tinnitus como pueden empeorar uno existente.

Aunque en algunas personas los acúfenos pueden ser permanentes, tratar el problema de raíz puede ser la clave para aliviar los síntomas o bien para disminuir su gravedad. Unos de los remedios más efectivos para los acúfenos o tinnitus consiste en manejar el estrés con una técnica de relajación como ejercicios de respiración o meditación, tener un tiempo de sueño adecuado cada día, evitar los ruidos fuerte (especialmente los provenientes de equipos de audio portátiles y otros gadgets electrónicos, en especial cuando se utilizan audífonos). También es aconsejable suspender el uso de nicotina y alcohol, ya que ambos pueden aumentar la presión sanguínea en los oídos y hacer que los “sonidos fantasma” sean mucho más fuertes o notables. Ejercitarse regularmente, perder peso y reducir la ingesta de sal también puede ayudar a estabilizar la presión sanguínea y por tanto ayudar a aliviar los síntomas de tinnitus.

Como método remedio alternativo para los acúfenos o tinnitus también se recomienda la terapia craniosacral. Se ha encontrado que este enfoque, en el cual un terapista masajea y manipula los huesos de la cabeza, parecer liberar la presión de los nervios auditivos en el oído y mejorar las molestias. Finalmente, se considera que tomar gingko biloba puede ser de utilidad para aliviar los síntomas relacionados con los acúfenos o tinnitus. Para este fin se recomiendan dos tabletas de extracto gingko biloba 3 veces al día, los resultados serán notorios a partir del segundo mes de esta práctica.

1 Comment

« Entradas antiguas